¿Para qué sirve la domótica?

instalacion-domotica

Hoy en día, la domótica aporta soluciones para gestionar inteligentemente todo tipo de viviendas. La evolución tecnológica de los últimos años permite que se ofrezcan más funcionalidades por menos dinero, más variedad de modelos y una instalación más sencilla.

La red de control del sistema domótico se integra con la red de energía eléctrica y se coordina con el resto de redes con las que tenga relación: telefonía, televisión, y tecnologías de la información, cumpliendo con las reglas de instalación aplicables a cada una de ellas.

Pero, ¿Qué ofrece la domótica?

La domótica mejora la calidad de vida del usuario.

¿Cómo mejora la domótica su calidad de vida?

1. La domótica facilita el ahorro energético.

La domótica consigue un ahorro de energía porque administra racionalmente la iluminación, climatización, agua caliente sanitaria, el riego, los electrodomésticos, etc., aprovechando mejor los recursos naturales, utilizando las tarifas horarias de menor coste, y reduciendo así, el gasto energético.
Además, mediante la monitorización de consumos energéticos, se obtiene la información necesaria para modificar los hábitos y aumentar el ahorro y la eficiencia.

2. La domótica promueve la accesibilidad.

La domótica facilita el manejo de los aparatos del hogar a las personas con discapacidades ajustándolos a sus necesidades, además de ofrecer servicios de teleasistencia para aquellos que lo requieran.

3. La domótica fomenta la seguridad

La domótica ofrece seguridad mediante la vigilancia automática de personas y bienes, así como de incidencias y averías. Mediante controles de intrusión, cierre automático de todas las aberturas, simulación dinámica de presencia, cámaras de vigilancia, alarmas personales, y a través de alarmas de detección de incendios, fugas de gas, inundaciones de agua, fallos del suministro eléctrico, etc.

4. La domótica aporta mayor comodidad en el hogar mediante la gestión de dispositivos domésticos.

La domótica permite abrir, cerrar, apagar, encender, y regular electrodomésticos, climatización, ventilación, iluminación natural y artificial, persianas, toldos, puertas, riego, y suministros de agua, gas y electricidad.

5. La domótica comunica información para la supervisión remota de la vivienda.

Garantiza la comunicación continua mediante la supervisión y el control remoto de la vivienda a través del teléfono u ordenador del usuario, que recibe avisos de anomalías e información sobre el funcionamiento de sus equipos e instalaciones.

6. La domótica facilita la instalación de infraestructuras y tecnologías de la Sociedad de la Información.

Ayuda a establecer redes locales de acceso a internet, telemantenimiento de equipos, asistencia sanitaria monitorizada, mejor acceso a la información, preparación del hogar para el ocio con un mejor manejo de la radio, televisión, sonido, cine en casa, etc.

Hay que aclarar que los sistemas domóticos no tienen por qué aplicarse de forma global e inmediata en toda la vivienda. Se pueden instalar progresivamente, de acuerdo a las necesidades del momento y al presupuesto disponible, limitándolo, por ejemplo, al control automático de las luces de algunas estancias y ciertos electrodomésticos.

Además, para promover la eficiencia energética, desde la Agencia Andaluza de la Energía ofrecen subvenciones para instalaciones domóticas con el objetivo de reducir el consumo energético de las viviendas.

Un comentario

Déjanos un comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.